Conociendo a fondo el porno en España

La gran industria del porno gratis en Estados Unidos es sin duda un referente, pero muchos preferimos ver un vídeo en español, donde sepamos que es lo que las chicas dicen y lo que piden durante las escenas. Y es que el morbo de escuchar esas escenas en castellano es muy grande y a todos nos llama la atención, por lo que hoy os vamos a hablar un poco de nuestra industria del sexo, desde las actrices más famosas hasta los sueldos que suelen llegar a percibir.



El porno español es algo que nos abre a todos el apetito. En portales como xvideos, podemos ver todo tipo de escenas en nuestro idioma, con nuestras actrices nacionales preferidas como Rebeca Linares u otras más actuales como Nekane o Carolina Abril. Y es que en dichas escenas, todo es más natural y no tan artificial como en la industria yankee, con chicas que podrían ser nuestra vecina o la pescadera.

Chicas antes desconocidas pero que gracias a programas de televisión, ahora vemos grabando escenas amateur como Ana de Marco, son algunas de las que podemos disfrutar en la red, lejos ya de los anticuados DVDs o revistas porno que antaño teníamos por casa. Muchas de estas chicas ganan más dinero por las webcams que por las escenas, las cuales son más un reclamo para llegar a dichas cámaras eróticas.

Y en cuanto a lo que cobran, pues depende de la escena... Cuando hay penetración vaginal, los precios suelen oscilar en torno a los 400 euros. Si hay sexo anal, las tarifas suelen subir más y muchas de las chicas que participan, son las que escriben a diversos portales webs porno para intentar entrar en el mundillo, aunque no todo el mundo vale para esta industria.

Daria Werwoby, desde Cánada

Quizás sea una supermodelo algo desconocida para el gran público, pero Daria Werbowy ya ha desfilado para grandes firmas como Versace o Prada. Esta belleza es canadiense, aunque tiene orígenes polacos, naciendo de hecho en la ciudad de Cracovia en 1983 aunque modándose con tan solo 3 años a Toronto.



Destaca por su gran altura (1,81 m) y sus medidas son 86-61-86, además de su belleza y sus ojazos azules. Como curiosidad, tiene nociones en cuanto a navegación ya que con 25 años pasó 3 meses en alta mar entre el Atlántico y el Mediterráneo. Tres años después decidió formar parte de un equipo que viajó por Centro América.

Con tan solo 14 años, decidió probar suerte como modelo, aunque no era su plan. Poco a poco fue aumentando su fama, llegando a ser portada de Vogue hasta en 3 ocasiones. Debido a su gran altura y a su belleza exótica, ya ha desfilado para grandes marcas de todo el mundo como H&M y también ha trabajado para otras marcas como Lancome, Louis Vuitton o Chanel. Se mantuvo retirada de las pasarelas durante un tiempo, pero ha vuelto con fuerza y vuelve a estar en primera fila del modelaje.